¿Ha perdido tres millones la clase media?

Poblacion

Un reciente informe sobre distribución de la renta, crisis y políticas redistributivas en España ha sido acogido en prensa con llamativos titulares sobre la pérdida de efectivos de la clase media. Tres millones menos según se puede leer aquí, aquí o aquí, por decir sólo algunos sitios relevantes.

Posteriormente en diferentes medios he visto críticas sobre el tema pero todas centradas en recordar que la mayor pérdida de ingresos ha tenido lugar en las rentas bajas, algo que, en realidad, ya dice el informe citado por los medios. Según éste:

“Los cambios en la composición del empleo y la dispersión salarial asociada explican parte del aumento de la desigualdad observada entre hogares.

Pero el factor más importante es el cambio en la intensidad de trabajo: aumento del desempleo, del trabajo temporal y del trabajo a tiempo parcial.

Tres cuartas partes del incremento en la desigualdad se deben a la disminución en la intensidad de trabajo de parte de los hogares.”

Sirva esto para recordar aquella otra entrada en la que mostraba algunos factores que repercuten y ayudan a entender el tema de la desigualdad, desde un punto de vista meramente descriptivo, como índice de concentración que es.

Días después de lo de los tres millones, El País se apresuró a publicar esto otro: No es la clase media; es la clase baja. Supongo que para insistir en el sufrimiento de las rentas bajas y quitarnos un poco el susto, tras haber adelgazado a la clase media en varios millones.

Sin embargo, no he visto hasta ahora ningún desmentido sobre esos tres millones y lo más sorprendente del todo es que siendo falso nadie se haya molestado en comprobarlo.

La esencia de la pérdida de efectivos se centra en los porcentajes que salen de este gráfico, extraído de la nota de prensa:

14625361110977

Aplicando esos porcentajes a las correspondientes cifras de población en 2004 y 2013 para ver la diferencia en valor absoluto nos da esto:

Tabla1

¿De dónde salen entonces los tres millones? Imagino que de aplicar la diferencia porcentual 58,9-52,3=6,6 a la población en el último año. Es decir, de considerar que la población no ha cambiado nada en todos estos años, de ahí el error.

0,066*46.727.890=3.084.041

He de decir que ni el informe original ni la nota de prensa mencionan esa pérdida de tres millones, o al menos yo no lo veo.

Y es curioso que algunos hayan sido capaces de escribir largas críticas sobre el sufrimiento de las rentas bajas para quitar importancia a lo de los tres millones sin mencionar algo tan sencillo (ejemplo). Desde su perspectiva no debe estar mal del todo sacrificar a la clase media en beneficio de los que más sufren, sean cuales sean sus causas. Así se entiende que la idea de crear riqueza para elevar el nivel de vida del conjunto mediante el empleo no clientelar no esté en los planes de los amigos de la redistribución y el pobrismo, sino más bien lo contrario.

Al tratarse de un reparto lo correcto en un titular hubiera sido decir: “La clase media representa un 6,6 % menos que en 2004”, o similar. No se puede ir mucho más allá en términos absolutos, dado que la población total es una variable que puede cambiar cada año, al igual que el porcentaje, y los incrementos o descensos en la población incluida en las rentas medias pueden deberse tanto a una cosa como a la otra.

Tabla2

Estructura poblacional

Los autores del informe sobre distribución y redistribución de la renta que ha dado lugar a la confusión establecen una definición de clase media muy razonable: la que se encuentra entre el 75% del valor mediano y dos veces ese mismo valor. Tiene sentido hacerlo así puesto que la distribución de ingresos no es simétrica.

Con este criterio, y usando valores aproximados basados en la información publicada por la propia Encuesta de Condiciones de Vida podemos ver aquí una evolución de la estructura por grupos de renta desde 2007 hasta el último año disponible, 2014, no recogido en aquel informe.

Como se puede observar, el porcentaje de 2013 que sale aquí es algo superior al suyo pero se acerca bastante a la realidad y es igualmente útil para visualizar los efectos del cambio en la estructura poblacional.

Rentas medias y estructura

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s